El demoledor memorándum que ignoró López Obrador

Información incómoda blog

En la noche previa al hundimiento del Titanic, en el cuarto de comunicaciones se recibió un telegrama del buque Mesaba, advirtiendo de la presencia de icebergs. El encargado, acusó recibo y en lugar de entregarlo de inmediato al puente de mando, se dedicó a enviar los telegramas de los pasajeros que se habían acumulado por una falla del sistema de transmisión el día anterior. El capitán mantuvo el rumbo trazado, ignorante del infranqueable obstáculo que le aguardaba y del destino mortal que tendrían él y mil quinientos pasajeros que lo acompañaban.

Sirva esta introducción como una analogía de lo que está ocurriendo con el asunto del NAICM, para resaltar, por un lado, la enorme responsabilidad de quienes tienen en sus manos información crítica y, por el otro, que ocultarla o desconsiderarla al momento de tomar una decisión, ya sea por imprudencia o para privilegiar sus intereses, no modifica su contenido, ni elimina los riesgos que lo narrado en este pudieran representar a terceros.

El 18 de octubre, MITRE* entregó a Ruiz Esparza, secretario de Comunicaciones y Transportes, un memorándum sobre “la problemática del plan AICM + Santa Lucía”, firmado por su Director Internacional, Bernardo Lisker y copiado a Romo y Jiménez Espriú, miembros del Equipo de Transición, con quienes había tenido contacto desde 2015.

Sin embargo, Jiménez Espriú ignoró el memo de MITRE y, en cambio, anunció el 24 de octubre, a escasos días de la consulta espuria, que con base en un estudio que contrató con Navblue, filial del Grupo AirBus, el AICM y Santa Lucía podían compartir el espacio aéreo, pese a que se trató de un análisis conceptual que como tal se basó en un buen número de supuestos y salvedades, que están claramente expuestas en el texto del informe presentado por dicha firma consultora. Más aún, esta deja claro en cada página del reporte, que este no provee ninguna conclusión definitiva respecto a que la operación simultánea de ambos aeropuertos pueda hacer frente al incremento del tráfico aéreo.

¿Por qué Jimenez Espriú ignoró el memo de MITRE, pese a la solidez técnica y al conocimiento profundo que esta organización tiene del espacio aéreo mexicano desde hace más de veinte años y a su estrecha relación con la Agencia Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA), País con el que tenemos el mayor tráfico aéreo internacional?

La razón es muy obvia; sus conclusiones son demoledoras respecto a la operación simultánea del AICM y Santa Lucía y, claramente, evidencian que la decisión tomada por López Obrador de suspender la construcción del NAICM, es un salto al vacío y la ruta más corta a una serie de enredos financieros, presupuestales, administrativos, aeronáuticos y laborales —¿icebergs?—, que inevitablemente los mexicanos tendremos que afrontar, pagar sus costos y, seguramente, volver atrás para retomar la opción que hoy se abandona, a menos que el presidente electo tenga la lucidez para recapacitar y cambiar de opinión.

Señalo los temas que me parecen más relevantes del memorándum, cuya liga está al final de este artículo.

“No hemos analizado la capacidad operacional (llegadas + salidas) del plan (AICM y Sta. Lucía), pero sabemos que será sumamente baja, sólo faltándonos saber si será peor que la ya lograda por el AICM. No comprendemos cómo se habla de capacidad antes de emprender estudios de espacio aéreo.”

Se desprende de lo anterior que, dada la complejidad de la gestión del espacio aéreo compartido entre las dos terminales, el obligado espaciamiento entre vuelos por razones de seguridad, como alguna vez lo admitió Jimenez Espriú, dé como resultado, que la suma de sus operaciones represente un incremento muy pequeño respecto al número de ellas que actualmente se llevan a cabo en el AICM, incluso pudiendo ser menor.

Esta posibilidad nulifica o limita de manera significativa el supuesto de que Santa Lucía podría recibir una parte importante del incremento previsto en el tráfico aéreo a mediano y largo plazo, lo que hace absurdo suspender la construcción del NAICM y emprender la incierta aventura de construir una nueva terminal en la Base Aérea.

La última frase del comentario de MITRE deja claro que los aeropuertos se planean de arriba hacia abajo. Por eso, es una temeridad o una muestra de supina ignorancia, que sin estos análisis se empiecen a dibujar los planos de Santa Lucía y hablar de números de pasajeros. Quizá, por la segunda razón, pusieron, contra las normas de seguridad aeroportuaria, los estacionamientos debajo del edificio terminal.

“No hemos realizado el complejo rediseño del espacio aéreo que el plan requeriría, pero sabemos que será muy complicado de manejar para los controladores aéreos, dada la orografía. Es un error comparar el Valle de México con Nueva York o Londres.”

Este comentario debe considerarse como una advertencia muy seria en materia de seguridad, porque anticipa la creación de un escenario complejo para fines de gestión del tráfico aéreo, con el consiguiente incremento de riesgos. Más, si consideramos las condiciones meteorológicas del Valle de México que imperan durante buena parte del año.

Estas dos primeras acotaciones de MITRE delinean una posibilidad absurda; no solo podría darse un incremento bajo en el número de operaciones, sino que este se haría a costa de hacer más compleja la gestión del tráfico. Es decir, el costo superaría con creces al beneficio.

Para fines de diseño, cuando se trata de vehículos y personas en movimiento, la complejidad se convierte en la hermana de la inseguridad. ¿Por qué los usuarios del aeropuerto y los habitantes del Área Metropolitana del Valle de México, sobre cuyas cabezas pasan miles de aviones al año, deben con la inclusión de Santa Lucía correr el riesgo de un espacio aéreo más inseguro y, en adición, seguir padeciendo el ruido de las aeronaves, cuando ya existe una opción mejor a la mano?

“No hemos realizado los trabajos obligatoriamente necesarios de tipo fotogramétrico para conocer con alta resolución el terreno hacia el norte (hacia Hidalgo pues Santa Lucía lo requeriría). Ese por sí solo es un trabajo de ocho meses.”

Este plazo, junto con el lapso que demandan los estudios ambientales y, que deben ser previos al diseño del aeropuerto, echan por tierra el supuesto plazo de tres años para que Santa Lucía entre en operación. Más aún, si como lo menciona MITRE, será necesario comprar terrenos, es decir expropiar, para instalar los equipos que requieren los aterrizajes por instrumentos, ya que la actual pista de Santa Lucía solo permite aproximaciones visuales. Situación que, por un lado, reitera lo que muchos técnicos señalaron desde un inicio respecto a esta opción, en el sentido de que la superficie actual de la Base Militar era insuficiente para construir un nuevo aeropuerto y, por el otro, que es más probable que el NAICM esté en operación el segundo semestre de 2022 antes que Santa Lucía esté terminado. Con la salvedad de que, para hacer frente al incremento previsto del tráfico aéreo, el primero sería una solución a largo plazo y, el segundo, solo un parche, sin que hasta hoy sepamos para cuánto tiempo pueda alcanzar.

MITRE también menciona que, si ya la operación de Sta. Lucía es compleja con una sola pista, la operación simultánea de dos separadas por 1,500 metros haría el escenario aún más complicado, con la salvedad de que habría que hacer estudios muy detallados para determinar si esa separación es segura, lo que podría hacer que se necesitara más terreno.

“En resumen, no debería considerarse la coexistencia del AICM y Santa Lucía sin tomar en cuenta la complejidad que reviste su operación y el hecho de que dista mucho de haber sido completado un estudio aeronáutico serio. Los riesgos son claros y presentes. Además, aún en el mejor caso, no resolverá el problema de la demanda más allá de muy corto plazo (algo ya mencionado en 2013 por OACI)”.

Si con oportunidad el capitán del Titanic hubiera conocido el telegrama del Mesaba, con seguridad hubiera dado las órdenes para proteger a los pasajeros, a los tripulantes y a su navío. En cambio, López Obrador, pese a tener la información en sus manos, decidió hacer caso omiso de la opinión de una de las organizaciones con mayor reputación a nivel mundial en el campo de la navegación aérea, como también hizo con muchos documentos y presentaciones que se les entregaron a los miembros del Equipo de Transición, para seguir necio en una decisión que quizá tomó hace años.

Pero, el problema para él es que dicha información es conocida por infinidad de círculos y sectores en México y el mundo, que pueden anticipar, como MITRE, las dificultades por venir y dimensionar la magnitud de las consecuencias de este error inaudito. Por ello, para muchos de los que viajamos en este barco llamado México, el golpe de timón que ha dado López Obrador nos parece demencial, poniéndonos en estado de alerta. Quizá, los cantos y gritos de quienes siguen en el salón de fiestas celebrando su victoria, le impidan escuchar cosas que no sean alabanzas a su ego. Pero eso no elimina los riesgos advertidos, ni modifica una realidad que, inexorable, está cada día más cerca. Iniciamos la azarosa travesía sexenal preocupados, muy preocupados, por la capacidad y aptitudes de quien en sus manos tendrá el timón y sabedores de que actúa sin ningún contrapeso que lo haga consciente de sus errores, limitaciones y, sobre todo, de su mortalidad.

MITRE (Massachusetts Institute of Technology Research & Engineering) es una organización no lucrativa dedicada, entre otras cosas, a la navegación área.

OACI.- Organización de la Aviación Civil Internacional

http://www.aeropuerto.gob.mx/doc/MITRE_Carta_resumen_en_torno_a_la_problematica_del_plan_AICM+Santa_Lucia_(12_octubre_2018).pdf

 

14 pensamientos en “El demoledor memorándum que ignoró López Obrador

  1. Pobre Mexico. Saldremos de un gobierno corrupto y recibiremos a uno IGNORANTE y corrupto.
    EPN no tuvo los pantalones para defender su proyecto, o tal vez se vendio por una amnisitia prometida por el peje.
    Y el peje no tiene los pantalones para castigar actos de corrupcion en la construccion del NAICM, tanto a politicos como a empresarios, o tal vez ahora el va a hacer “el negocio”.
    Muy malas señales por todos lados y en todos los temas.
    Como sobrevivira Mexico la crisis que viene?

    • Lo que yo recomendaría, ya que Jiménez Espriú, AMLO, y Rioboo, están tan seguros que si son compatibles los 2 aeropuertos entonces que se suba AMLO y su familia en un avión, y Jiménez Espriú y Rioboo en otro. QUE DESPEGUEN SIMULTÁNEAMENTE, UNO DEL AICM Y OTRO DE SANTA LUCIA. Si no les pasa nada entonces adelante con el plan.

    • Juan, nadie duda que López Obrador tiene la legitimidad para ser presidente. Pero, ello no significa que se le entregue un cheque en blanco, ni que quienes no estén de acuerdo con sus decisiones, no puedan opinar. Lograr una mayoría electoral no significa infalibilidad

  2. Hola Alfredo, me gustó mucho la analogía que haces al inicio con el telegrama al capitán del Titanic, pues ambos hechos parten de la omisión de información importante para la toma de decisiones. La cancelación de Naím, deja ver el desprecio a las instituciones, el menosprecio a los especialistas y el desconocimiento de la Constitución, al ignorar tratados internacionales ratificados por el Senado.

    • Yo veo más una ceguera selectiva, a cambio de ejercer el poder ante el grupo de empresarios más importante del país. Que ptrp momento tiene AMLO de frenar a todos juntos para hacer valer su autoridad? CUESTE LO QUE CUESTE…

  3. Hola Alfredo, esta decisión que seguramente se mantendrá, frenará casi por completo el desarrollo de esta industria en México en una perspectiva de mediano y largo plazo; es una pena porque no ataca la corrupción (una detallada revisión de contratos hubiera sido ideal), no fomenta la democracia participativa (Morena jamás habría aceptado que sus opositores organizaran una encuesta de esa manera) y tampoco se centra en mitigar los daños ambientales, que también los habrá en Santa Lucía.

    Un abrazo

  4. Todos los prianistas enfocados en un Presidente que aún no entra en funciones para criticarlo aunque estén en la vil ignorancia!!
    Mientras,tras bambalinas,el Presidente actual Peña,robándolos a manos llenas!!
    Vaya ignorancia de prianistas!!

    • Quizá no estés informado, pero López Obrador ha estado muy activo desde el 3 de julio. Fíjate que recién le dio instrucciones a su partido para que organizará una consulta sobre el aeropuerto, para que él, escuchando al pueblo tomara un decisión, que ya comunicó. Por último, te comentó que no militó en ningún partido y que López Obrador dijo que no investigara a nadie, así que quién haya robado debe sentirse tranquilo.

    • Ricardo, políticamente hablando me considero una persona Social Demócrata y en toda mi vida nunca he votado por el PRI; estoy a favor de la democracia participativa y completamente en contra de la corrupción (odio la impunidad de este país…); pienso que los prejuicios no abonan en nada y cierran el diálogo, pienso que AMLO representa una demanda legítima, pero no por eso voy a estar de acuerdo con todo lo que haga; la decisión que se acaba de tomar no me parece acertada.

  5. El mundo está observando al Pueblo Mexicano, al verdadero Pueblo Mexicano, a todos nosotros, comandados por las instituciones que correspondan (de las que tanto ha renegado AMLO) y esta esperando a ver qué reacción tenemos ante la primer y anticipada decisión que ha tomado la persona que seleccionó como Presidente el 50% de los mexicanos.
    Esta reacción puede ser en 2 sentidos:
    A.- El indicarle al Presidente Electo 2 cosas:
    1.- No hacer nada, permitir que sea cancelada dicha obra y dejar ver al mundo que vamos directamente a adoptar un gobierno al mero estilo venezolano, con un mandato autoritario, dictatorial y manipulable en sus maniobras de consulta y decisión…. y una subestimada y manipulada población.
    2.- Hacerlo que se dé cuenta a través de los procedimientos correctos (demandas y exposiciones con razonamientos estructurados) de la total inoperancia de una decisión que no puede ni debe tomar solo justificándose con una consulta a todas luces ilegal, sin sustento jurídico ni numérico y sin un probo razonamiento técnico, ni económico ni social.
    El que piense que un millón de personas completamente manipuladas es la mayoría de una población de 129 millones, es porque piensa que las decisiones irracionales y prepotentes, carentes de toda sustentación y visiblemente manipuladas ahora que tienen el poder, serán la base para la Toma de Decisiones Futuras.
    HAY QUE SACARLOS DEL ERROR!!!!
    Y hacer que entren a la normalidad jurídica.
    Este hecho manifiesta la total falta de Estado de Derecho que tenemos en Mexico y que al parecer, la futura Administración pretende continuar, solo que en con un sentido dictatorial.
    Creemos que si la próxima Administración verdaderamente pretende instalar ese Estado de Derecho, entonces, es una magnífica oportunidad de iniciar.

    No estamos pretendiendo que se siga construyendo el NAICM si no lo quisieran la mayoría de los mexicanos, no.
    Éstamos llamando a que realmente se ejerza la democracia participativa en forma correcta convocando -aún en forma extraordinaria- a una verdadera votación que haga que dicha decisión tenga una validez legal, no que sea motivada tratando de ejercer un poder que -ademas, aun no se tiene oficialmente reconocida.
    – [ ] Paremos en seco su rampante autoritarismo a través de la exposición de motivos jurídicos expuestos en una demanda ante las instituciones que corresponda.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s